Los vehículos 'Año 2013' se convierten en otro argumento a la hora de vender

Si compró su carro modelo 2012 en el año 2011, ya tiene un año de uso. Y si lo compró en el 2012, es calificado inmediatamente como un vehículo usado. Las ventajas de comprar un último modelo.

Redacción Motor

07:26 p.m. 31 de agosto del 2012

Modelos exactamente iguales, pero con apellido 2012 ó 2013 marcan la diferencia al momento de comprar un vehículo cero kilómetros, especialmente cuando se accede a ellos por primera vez. Pero, ¿qué tan aconsejable es comprar uno u otro?

Eso de que 'la mejor marca es nuevo' tiene la misma connotación para los modelos que salen de vitrina, sin importar el año de registro: ambos tienen la misma garantía (el gran valor agregado para quienes pagan más por estrenar) y poseen todas las ventajas de calidad de un 'cero kilómetros'.

A largo plazo, sin embargo, el 2013 se castigará menos que el 2012, más cuando se empiecen a asomar los 2014, pues por el simple número, 2012 se oirá más viejo que su gemelo del año siguiente. Cabe decir -sin embargo- que frente al 2013, el modelo del año en curso tendrá un precio favorable y pagará menos impuestos y Soat porque las listas se tasan teniendo en cuenta, entre otros factores, modelo-año.

El 2013, por su parte, lo venden más costoso las vitrinas (o mejor, lo mantienen al precio de lista y rebajan el del año en curso para deshacerse de los que aun quedan), pero su depreciación a mediano plazo será siempre menor que la de su hermano 2012. Y si llega con mejoras tecnológicas, éstas serán determinantes al momento de la reventa, pues se verá siempre 'más nuevo'.

RECUADROS:
¿Por qué se adelantan de año?
Salir antes de finalizar el año con la sigla del año posterior responde a un acuerdo mundial que tiene que ver con el número que identifica a las marcas y los modelos: el VIN.
Esto permite tener en vitrina dos autos diferentes del mismo modelo, lo que favorece a las marcas al momento de ofrecerlos pues le permite tener precios competitivos para deshacerse de los del 'año anterior'.

Tenga en cuenta...
Si el 2013 llega con mejoras en equipos, y por la misma plata, el 2012 se deprecia desde lo cualitativo y no solo desde lo económico. Y como ya es un 'usado', el castigo será mayor, así esté aun en vitrina.

report_error_form_error
Reporte enviado
¿Encontraste un error?
Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.