A la última generación del convertible Mercedes Clase SL le pusieron todas las 'hormonas'

El nuevo descapotable biplaza de lujo del fabricante alemán se ofrece con dos opciones de motorizaciones a gasolina: el SL 350 con 306 caballos de potencia y el SL 500 con 435 caballos.

Redacción Motor

08:26 p.m. 21 de marzo del 2012

El más reciente automóvil deportivo que presentó Mercedes Benz es el Clase SL, un descapotable de dos puestos que se ofrece con dos tipos de motores diferentes pero un solo sistema de tracción trasera con caja de cambios automática de siete velocidades y reemplaza al mismo modelo que salió al mercado en 2008.

Este SL tiene cinco centímetros más de ancho que su modelo anterior, es decir, una carrocería descapotable justa para un piloto y su acompañante que mide 4.6 metros de largo, 1.8 de ancho y 1.2 metros de alto.

Adicionalmente, cuenta con un maletero de una capacidad de 339 litros y tres tipos de techo plegables: uno metálico, otro cubierto con una pieza de cristal oscurecido y un tercero, denominado 'Magic Sky Control', con el que es posible oscurecer ese cristal pulsando un botón, logrando disminuir la cantidad de luz y calor que entra en el habitáculo. Sus ocupantes necesitarán aproximadamente de 20 segundos para completar la operación de apertura o cierre del techo.

El modelo SL 350 lleva un motor V6 de 3,5 litros de cilindrada que ofrece 306 caballos de potencia. La otra versión, la SL 500, tiene un motor V8 de 4,6 litros y 435 caballos que son sobrealimentados mediante dos sistemas de turbocompresores. Ambos consumen menos que los del SL anterior, debido, entre otras cosas, al sistema Star&stop que apaga y enciende el motor de modo automático mientras el carro se detiene.

Otra de las novedades que presenta el Clase SL de 2012 es la dirección de asistencia variable en función de la velocidad. La desmultiplicación cambia en función del ángulo de giro del volante, no de la velocidad a la que se circule.

Mercedes implementó en este carro algunos elementos nuevos de la marca. Por ejemplo, el sistema de apertura y cierre automático del maletero sin necesidad de utilizar las manos, basta con colocar un pie bajo el bómper para que la puerta se abra o se cierre. Este sistema no funciona cuando la llave está dentro del carro y tampoco cuando las llaves están demasiado alejadas del vehículo.

Los otros son el limpiaparabrisas y el dispositivo 'Frontbass'. El primero son los inyectores de agua en las escobillas, tanto adelante como atrás, para que la expulsen según la dirección de barrido no reduzcan la visión del conductor y no salpique otras áreas.

Otros elementos de serie son el indicador de pérdida de presión en los neumáticos, control de estabilidad (ESP), control de tracción (ASR), faros bixenón, luces delanteras adaptativas que giran a la misma dirección en que se encuentra el volante, luces traseras que aumentan su intensidad dependiendo de la fuerza con que el conductor aplica el freno, ubicación satelital, retrovisores exteriores con calefacción y abatibles eléctricamente, sensor de lluvia, volante y pomo de cambio en cuero y Bluetooth básico.

Los elementos de serie que ofrece el SL son muy novedosos y tienen opciones como la dirección paramétrica más directa, faros inteligentes, control de distancia al momento de estacionar hacia adelante o atrás, discos traseros perforados, retrovisor interior con antideslumbramiento automático, asientos delanteros con calefacción, paravientos, molduras interiores de madera, varios dispositivos de conectividad, disco duro de navegación y sintonizador de TV analógica digital.

El nuevo Mercedes Benz Clase SL ya se encuentra disponible para el mercado europeo y se puede encontrar en un precio aproximado a los 262 millones de pesos fuera de impuestos.

report_error_form_error
Reporte enviado
¿Encontraste un error?
Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.