La Clase G de Mercedes se renueva

La versión 2018 del icónico todoterreno llega con motor V8 de 4.0 litros a gasolina, que proporciona 422 caballos y asocia la transmisión 9G-Tronic.

Clase G de Mercedes

Una de las mayores novedades a nivel de suspensión es que se dejó de usar el eje rígido delantero, a cambio del cual se instaló un sistema de suspensiones independientes.

Clase G de Mercedes

Aunque estéticamente parece igual al modelo tradicional, la nueva Clase G es más alta que el modelo previo, en 6,4 cm, y más larga, en 5,3 cm.

Clase G de Mercedes

Detalles como las manijas de las puertas, los protectores externos, la ubicación de la llanta de repuesto y las direccionales en el capó, se mantuvieron de manera exacta con respecto al Clase G de hace casi cuarenta años.

Clase G de Mercedes

El puesto de mando del todoterreno alemán es bastante ergonómico y los controles se ubican en torno al conductor.

Clase G de Mercedes

Su habitáculo, que ahora luce más amplio y cómodo, no escatima en lujos.

Clase G de Mercedes

Gracias a la forma y construcción de su chasis, esta máquina ofrece un comportamiento dinámico excepcional.

Clase G de Mercedes

En movimiento, a velocidades de hasta 40 kph, se puede maniobrar el modo G que se acciona cuando uno de los tres bloqueos de diferencial se enciende.

Clase G de Mercedes

Con el modo de manejo G, también se gradúa en conjunto el sistema de amortiguación, la aceleración y se opera la caja de cambios.

Clase G de Mercedes

El asiento del conductor incluye funciones de masaje y calefacción.

Clase G de Mercedes

De acuerdo a las cifras de ventas de la compañía, a la fecha se han comercializado 300.000 unidades del Clase G.

report_error_form_error
Reporte enviado
¿Encontraste un error?
Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.