Últimas Noticias de Colombia y el Mundo - ELTIEMPO.COM

Últimas Noticias

Ver más últimas noticias

Patrocinado por:

Publicidad

Paute aquí

Recibe toda la información de Colombia y el mundo.

Suscríbete

Colombia es el tercer país del mundo en fabricar la KTM Duke 200

Por: |

Nueva KTM Duke 200

"Lista para correr" o para el uso diario, la KTM Duke 200 es el primer producto de esta marca que lanza Auteco y causa gran impacto en su tipo por sus características avanzadas.

Ver imágenes extremas de la nueva KTM Duke 200

Auteco aprovechó el pasado Salón del Automóvil para presentar su nueva marca KTM, cuyos productos va a ensamblar y distribuir en el país. Este anuncio llegó acompañado con la puesta en el mercado de la Duke 200, motocicleta que ya se está ensamblando
en la planta de Itagüí.

La introducción de esta nueva marca en el portafolio de Auteco es el resultado de la fusión mundial de KTM y Bajaj Auto, que ahora comparten directamente sus productos, razón por la cual el intercambio tecnológico y el desarrollo de nuevos modelos no
se han hecho esperar.

Prueba de ello es la llegada de la Duke a Colombia y la comercialización del portafolio de la marca austríaca, que abarca las famosas motos de enduro, motocross, supermotard, "naked" y las reconocidas motos Adventure, que se han hecho famosas por ser invencibles en el raid Dakar.

La marca KTM por supuesto lleva muchos años en el país y es plenamente reconocida por las motos de Enduro, que se identifican claramente por su color anaranjado. Luego de todos estos procesos, cuando llegaron al Salón de Bogotá con una KTM hecha en Colombia, hicieron noticia y capturaron clientes que no se esperaban la oportunidad de acceder a esta marca a niveles populares.

La Duke 200 es una moto muy bonita, con un diseño agresivo, deportivo y líneas modernas que reflejan adrenalina por todos lados, característica básica de toda KTM.

Además, al citar a KTM hay la seguridad de asociar los mejores componentes en una motocicleta, pues es un producto concebido para usarlo en la calle y directamente en la pista. Tanto así que cuando uno abre el encendido de la moto en el tablero de instrumentos lo recibe la frase "Ready to race" (Lista para correr).

La Duke 200 está montada sobre un chasis multitubular de acero redondo con recubrimiento de pintura en polvo que está a la vista, como corresponde a la tipología de una moto "naked", que desnuda toda su mecánica.

El propulsor de esta motocicleta es un motor monocilíndrico de cuatro tiempos alimentado por inyección electrónica y refrigeración líquida, heredado de la versión 125 cm3, que no se comercializa en Colombia, con muchos cambios.

Entre ellos, un 60 por ciento más de cilindrada, las cuatro válvulas de mayor tamaño y el pistón más grande. Además, tiene un cigüeñal totalmente nuevo, la caja de admisión del aire es más eficiente y lleva catalizador en el escape, ubicado debajo el motor, lo cual favorece la distribución del peso.

En suma, el motor de 200 cm3 rinde 26 caballos de potencia a 10.000 rpm, los cuales, moviendo un conjunto que pesa 125 kilos sin combustible, hacen de la Duke una máquina muy ágil, rápida y fácil de manejar.

El motor está acoplado por medio de cadena a una caja de 6 velocidades, que cuenta con relaciones perfectamente escalonadas y permite hacer uso de la potencia del motor en toda la gama de revoluciones.

La Duke rueda en llantas de 110 milímetros adelante en rines de 17 pulgadas, y el caucho trasero pisa un ancho de 150 milímetros, que garantizan un perfecto agarre en ciudad, carretera y, si lo quiere, también en la pista.

Por último, y no menos importante, en frenos tampoco se queda corta ya que en la parte de adelante cuenta con un disco de 300 milímetros y un caliper de dos pistones fabricado por KTM y Brembo, mientras que el freno trasero monta un disco de 230 milímetros con pistón simple.

Con esto la parada es perfecta. La posición de manejo es correcta, la altura de la moto al piso es relativamente baja, por lo cual sirve para conductores de todas las estaturas, pero sí hay que anotar que la posición para el parrillero es muy incómoda.

Los mandos ubicados en el timón son muy fáciles de manipular, están bien iluminados y corresponden a funciones básicas.
Tuvimos la oportunidad de rodar la Duke en el tráfico de la ciudad, donde anotamos un desempeño excelente.

Hay que destacar la respuesta del motor, producto de un buen torque y de unas relaciones de caja muy bien escalonadas que la hacen salir de los semáforos con un pique notable. En carretera salen a flote una gran maniobrabilidad, excelente cruce y unos frenos muy precisos, que sin duda corresponden a la posibilidad de rodar a una velocidad de 130 km/h sin ningún problema.

FRASES:

Esta primera moto de KTM abrirá la puerta a otros modelos para que los consumidores colombianos accedan a motocicletas de última tecnología a un precio razonable por su origen nacional.

La Duke 200, que cuesta 10,9 millones, está disponible en las tiendas KTM de Bogotá y Medellín y en el resto del país en los distribuidores de Auteco, empresa que tiene planeado ensamblar 1.500 Dukes en el curso de este año.

RECUADROS:

"FULL" INSTRUMENTOS

El tablero de instrumentos es uno de los mejores y más completos que hemos visto en motos de esta gama. Tiene un display digital donde se muestra la información del tacómetro, y en la parte superior tiene una luz roja para indicar el limitador de revoluciones, conocida como 'shift light'.

En el centro van el velocímetro, el indicador de marchas, computador de a bordo donde se muestra información como el consumo de combustible promedio, velocidad media, kilometraje hasta el próximo servicio, entre otras funciones, y en la parte baja están el medidor de gasolina y temperatura del motor.

SUSPENSIONES AVANZADAS

La Duke está equipada con elementos de la reconocida marca WP con la cual KTM trabaja desde hace muchos años. En el tren delantero tiene montada una horquilla invertida con barras de 43 milímetros, mientras que en el trasero trabaja con un basculante de fundición, ligero y de alta calidad, heredado de la moto siguiente en la marca, la Duke 690.

El amortiguador es regulable en precarga y va anclado directamente al basculante con bieletas de progresividad variable. Esta mecánica tan avanzada será difícil de encontrar en otra moto de la categoría con componentes similares.

Ver fotos de la nueva motocicleta que fabrica Auteco

Herramientas

Publicidad

Paute aquí

Top de noticias

Patrocinado por:

ZONA COMERCIAL

Paute aquí

Reportar Error

¿Encontró un error?

Para eltiempo.com las observaciones sobre su contenido son importantes, permítanos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de la Casa Editorial El Tiempo (CEET). Por favor, incluya su nombre y correo electrónico para informarle del seguimiento que le hemos dado a su observación.

Los campos marcados con * son obligatorios.

*
*
*

Respuesta

Recordar clave

Recordar clave

Por favor, escriba la dirección de correo electrónico con la cual se registró.