Fórmula E, lecciones para el éxito

A través de Porsche, equipo novato en la categoría, vivimos desde adentro la Fórmula E en México.

daniel Otero

11:26 a.m. 18 de febrero del 2020
Porsche 99X Electric, Fórmula E

Porsche 99X Electric, Fórmula E

Daniel Otero / Redactor Motor.com

Para hablar del E Prix en el Circuito Hermanos Rodríguez de Ciudad de México, o de la Fórmula E en general, podría tomar la salida fácil de recurrir al cajón de clichés y decir que fue un 'espectáculo electrizante', que se trata de un campeonato 'conectado' con los tiempos modernos y que lentamente se va 'cargando' de energía para el futuro.

Sebastian Buemi, Fórmula E. Foto: Daniel Otero

Sebastian Buemi, Fórmula E. Foto: Daniel Otero

The city that never sleeps is taking a nap.

Publicado por Dacia 1300 New York en Domingo, 12 de abril de 2020

Galería: México City E-Prix 2020

Una salida fácil que se quedaría corta para conocer de cerca, como tuve la oportunidad de hacerlo gracias a Porsche, un campeonato que desconocía. Porque sí, es apenas justo admitir que mi conocimiento sobre la Fórmula E era más bien un desconocimiento casi total, estando enterado si acaso de su existencia y de uno que otro dato.

¿La razón? Tal vez la misma de muchos: la ausencia del sonido que "deberían" tener los vehículos de competencia, proveniente de creaciones mecánicas con gasolina en las venas, y un desprendimiento personal frente a deportes a motor donde solo el emocionante WRC, unas siempre intrigantes 24 Horas de LeMans o un decadente Dakar siguen despertando interés. (Y bueno, que la temporada esté "partida" en dos años calendario me sigue despistando).

Lea también: La Fórmula E estrenará diseño

Válidas o no, estas razones fueron puestas a prueba de la forma más directa posible: enfrentándome a la Fórmula E desde adentro. Conociendo los vehículos a muy escasos metros en su garaje mientras los mecánicos (¿o electricistas?) hacían todos los ajustes pertinentes para un mismo día que abarca prácticas, clasificaciones y carrera. Ingenieros y estrategas anclados a pantallas con infinidad de datos y simulaciones. Directores y encargados del equipo inmersos en la presión. Pilotos ávidos de salir a una pista que lentamente llenó sus graderías con un público listo para un espectáculo que disputa su sexta temporada.

Neel Jani, Fórmula E

Neel Jani, Fórmula E

Galería: México City E-Prix 2020

En las horas previas a la bandera verde la acción no tiene pausa y el ambiente goza de una energía digna de cualquier otro espectáculo a motor. Pero si es como cualquier otro, ¿por qué esa (hasta entonces) infundada distinción?

Hace ya varios, muchos, años, me despegué de la Fórmula 1, cada vez más monótona y donde el dinero invertido por cada equipo parece ser el mayor diferenciador entre vencedores y perdedores (la última vez que hice el intento con una carrera tuve grandes resultados conciliando el sueño), y donde las habilidades de los pilotos, si bien siguen y seguirán siendo parte fundamental, parecen haber quedado relegadas a un segundo plano.

Lea también: Porsche presenta su 99X Electric para la Fórmula E

La Fórmula E, en cambio, tiene un elemento que, al menos a mis ojos, la hace más atractiva: el chasís y batería de los carros son los mismos para todos, y cada equipo puede desarrollar sus motorizaciones. Esto se traduce en una competencia más pareja donde la destreza de los pilotos recobra protagonismo.

Además, el público se puede involucrar a través de la modalidad del fanboost: los cinco pilotos que reciban más votaciones tendrán un boost (empuje) adicional de cinco segundos que pueden utilizar a discreción durante la segunda mitad de la válida y según su estrategia pues para "recogerlo" deben salirse de la línea de carrera. Se arriesga ser sobrepasado, con la recompensa de recuperar eso y tal vez algo más.

Galería: Audi E-Tron FE06

Alexander Sims, Fórmula E. Foto: Daniel Otero

Alexander Sims, Fórmula E. Foto: Daniel Otero

¿Y el sonido? No es que esté ausente, más bien es una receta distinta. Claramente el ‘silbido’ de los potentes motores eléctricos, ahogado sin esfuerzo por la euforia del público, carece del retumbo que emite un motor de combustión, pero debo admitir que tiene su propio atractivo que no deja de ser emocionante. Emoción que en esta carrera en México no se detuvo, parte de ella a mucho pesar de nuestros anfitriones que luego de haber logrado la 'pole position' a manos de André Lotterer no lograron una actuación destacada.

Lea también: Extreme E, como la Fórmula E, pero off-road

Al llegar la primera curva ya se habían dado emocionantes sobrepasos, la tensión en los pits de Porsche crecía y el estruendo unísono del público se tomaba el ambiente. Mitch Evans (Panasonic Jaguar Racing), quien partió segundo, llegó en la punta a la primera curva tras la bandera verde para comenzar a ampliar la ventaja que lo vería llevarse el triunfo. Varios roces, choques, golpes y salidas, mantenían la emoción a flote; coequiperos luchaban posiciones entre sí; frenadas largas denotaban la presión entre los pilotos; y hasta las llamas que por un momento encendieron la rueda delantera de Lotterer (quien terminaría retirándose) alzaron la voz de un público que no tuvo (ni querría) descanso.

André Lotterer, Fórmula E. Foto: Daniel Otero

André Lotterer, Fórmula E. Foto: Daniel Otero

Pero 40 minutos de carrera, a causa de la aún limitada autonomía de estos llamativos y atractivos monoplazas, literalmente se pasaron volando y la bandera a cuadros cayó más pronto de lo que muchos hubieran (o bueno, hubiéramos) querido.

Galería: Porsche 99X Electric

Start from zero, reafirmando su condición de novatos en esta temporada, es el lema de Porsche con el cual apoyan su idea de aprender lecciones y ganar experiencia con cada competencia. El potencial está, lo demostró la 'pole' de Lotterer, y la única forma de convertirlo en resultados es siguiendo adelante, carrera por carrera, y empezando a sobrellevar la enorme presión que el legado de esta marca en las pistas les impone.

Si bien no ha sido fácil, con seguridad los resultados para Porsche empezarán a llegar, la Fórmula E seguirá sumando kilómetros, adeptos y seguidores alrededor del mundo, y yo seré uno de ellos. Considérenme ‘conectado’.

**Asistimos al México City E-Prix 2020, en el circuito Hermanos Rodríguez, por amable invitación de Porsche Latin America.

Neel Jani, Fórmula E

Neel Jani, Fórmula E

Noticias recomendadas

Más noticias

Galería: Mexico City E-Prix 2020

El pasado 15 de febrero se disputó en el circuito Hermanos Rodríguez de Ciudad de México la tercera válida de la temporada 2019-2020 de la Fórmula E.

Se presentaron problemas al enviar el reporte. Debes marcar la opción "No soy un robot"
Reporte enviado
¿Encontraste un error?
Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.