¿Usted sabe qué marca de carro compró?

Compartir plataformas hace que los carros sean distintos por fuera e iguales por dentro, reduciendo costos en investigación, desarrollo y fabricación.

redacción vehículos

03:09 p.m. 17 de enero del 2020
Toyota GA-B

El escándalo por supuesta corrupción protagonizado por Carlos Ghosn, expresidente de la exitosa alianza Renault-Nissan que lo llevó a prisión en el 2018 y a su cinematográfica fuga de Japón finalizando el 2019, puso a tambalear uno de los ‘matrimonios’ más fructíferos en la historia de la industria automotriz.

Alianza Renault Nissan Mitsubishi la número uno en ventas

Pero fueron solo rumores. Ni franceses ni japoneses, a pesar de la exposición mediática de sus diferencias, están dispuestos a dejar una sociedad o un negocio que durante 20 años ha puesto cifras positivas en sus balances anuales ni mucho menos a tirar por la borda los planes futuros.

¡La alianza Renault-Nissan no está muerta! Pronto lo demostraremos”, afirmó en tono enérgico su presidente, Jean-Dominique Senard, en declaraciones al diario belga L’Echo, como respuesta a varios medios, entre ellos, el Financial Times, que planteaban que Nissan se separaría de Renault.

Lea también: Matrimonios automotores, unos duraderos, otros no tanto

Senard dijo sobre esas versiones “no estar seguro de la buena intención de las mismas”, y agregó para poner punto final al asunto: “Estamos recreando su espíritu original (…) Nunca he visto tan buena relación cordial entre los dirigentes de nuestros tres grupos (Renault, Nissan y Mitsubishi) para hacer avanzar la alianza en la buena dirección”.

La Alianza Renault-Nissan en 2018 vendió 10,76 millones de vehículos, un incremento del 1,4 por ciento con respecto al 2017. Los resultados se explican por su liderazgo tanto en vehículos particulares, especialmente demanda de los SUV, como en vehículos comerciales ligeros y eléctricos.

Alianza Renault-Nissan y sus objetivos en mercados emergentes

¿A qué viene toda esta historia? El panorama de la industria automotriz se ha complicado al punto que sus problemas han dado origen a alianzas en las que confluyen marcas, conglomerados y corporaciones de distintos orígenes que hacen que su carro, sí, ese que usted buscó y compró hace poco sea exactamente igual al de su vecino aunque sea de una marca diferente. Solo que con un ropaje exterior y un logo distinto.

Esas asociaciones, unas duraderas, otras no tanto, les permiten a los fabricantes compartir plataformas, motores, diseños, chasises y tecnología. Por eso hay modelos muy parecidos. Esto les da a las marcas mejores márgenes de rentabilidad al reducir los costos en investigación, desarrollo y fabricación con plataformas únicas para diferentes vehículos; o recurriendo a los mismos proveedores.

Lea también: Matrimonios automotores, unos duraderos, otros no tanto

Las alianzas comerciales no son nuevas. En 1886, el alemán Karl Benz registró el Benz Patent-Motorwagen, el primer automóvil propulsado por un motor de gasolina. Al mismo tiempo, sus compatriotas Gottlieb Daimler y Wilhelm Maybach empezaron a fabricar motores y en 1926 ya habían unido sus fuerzas con Benz.

Mercedes Simplex Concept

Hay casos muy elocuentes de carros muy parecidos fruto de estas de estas alianzas: los modelos de Peugeot y Citroën, que comparten plataformas; o en algunos modelos de Seat, Volkswagen y Skoda su única diferencia está en el escudo.

Lea también: Matrimonios automotores, unos duraderos, otros no tanto

En el caso del Grupo PSA (Peugeot/Citroën/DS/Opel) su plataforma EMP2 fue la base del Peugeot 308, pero también se utilizó en otros modelos y segmentos diferentes en marcas como Citroën, DS y Opel. Fue lanzada en el 2013 destinada a compactos y ‘premium’ como los Citroën C4 Picasso y Peugeot 308. Después se hicieron con esta plataforma modelos como Berlingo, Peugeot 308, 3008, 5008 y Citroën DS7 Crossback.

Renault-Nissan utiliza la plataforma CMF C/D (Common Module Family) en varios de sus carros actuales. Lanzada en el 2013, ésta les da origen a modelos tan variados como el Nissan Rogue, Qashqai y X-Trail, mientras que en Renault son los modelos Espace, Scénic y Laguna.

Plataforma MQB

Volkswagen estandariza la línea de producción de motores para todas sus marcas

En la presentación de la plataforma, japoneses y franceses anunciaron su despliegue en los cinco continentes con 11 modelos de Renault y 3 de Nissan; para este año según lo proyectado serán 51 modelos fabricados con ese mismo molde.

Son muy pocas las marcas que se mantienen ‘independientes’. A manera de ilustración, cuatro grandes compañías (Volkswagen, Fiat, General Motors y la alianza Renault-Nissan) agrupan a 31 marcas de automóviles. En otras palabras, es muy probable que si usted compra un Seat compre al mismo tiempo un Audi o un Volkswagen.

Lea también: Matrimonios automotores, unos duraderos, otros no tanto

Grupo FCA

Grupo FCA

Se presentaron problemas al enviar el reporte. Debes marcar la opción "No soy un robot"
Reporte enviado
¿Encontraste un error?
Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.