Prueba a las BMW F900R y F900XR, fuego amigo

Llegan para un público que quiere una moto con buenas prestaciones, ágil, cómoda y práctica, que sirva para ciudad, diversión y viajar.

revista motor

05:24 p.m. 04 de marzo del 2020
BMW F900XR

BMW F900XR

Las BMW F 900 R y XR son dos motos hermanas, pero antagónicas a la vez. Si bien comparten gran parte de sus componentes mecánicos y electrónicos, en su concepto son totalmente diferentes. Antes de hablar de lo que tienen en común estas dos motos hay que detallar por qué son tan diferentes. Cuando hablamos de la F 900 R nos referimos a una moto, como lo describe la marca, Dynamic Roadster, es decir, la combinación de una máquina para disfrutar en carretera, ciudad y para los amantes de la pista en algunos ‘track days’. Por otro lado, las siglas XR hacen referencia a una moto deportiva y de aventura, perfecta para hacer largos recorridos por carretera con la mayor suavidad y comodidad.

BMW F900R

BMW F900R

The city that never sleeps is taking a nap.

Publicado por Dacia 1300 New York en Domingo, 12 de abril de 2020

Dos cilindros en línea y 895 cm3 de desplazamiento que producen 105 caballos de potencia a 8.500 rpm son cifras más que suficientes para mover con holgura los 211 kilos de la versión R y los 219 de la XR. Sin ser agresivo, el motor tiene torque desde bajas revoluciones hasta el corte electrónico cerca a las 9.000 rpm, alcanzando su brillo máximo entre las 6.100 y las 7.800 vueltas. La transmisión de 6 velocidades está muy bien relacionada permitiendo que el motor siempre trabaje en la mejor zona de rendimiento. El sistema que facilita los cambios sin embrague, o ‘quickshift’, sigue siendo muy duro de operar, más si se maneja en el rango bajo del tacómetro.

Una de las diferencias más grandes entre los dos modelos y que determina su carácter deportivo o de turismo está en la suspensión. Las dos motos tienen el mismo diseño con telescópicos invertidos adelante y monoamortiguador atrás, pero para la R, el recorrido de la suspensión delantera y trasera es 135 mm y 142 mm, respectivamente y, en la XR, pensando en el confort en distancias más largas, es 170 mm adelante y 172 mm en el eje trasero. Traducir eso en comportamiento es sencillo: la XR es una moto más dócil y fácil de inscribir en las curvas, mientras que la R requiere más esfuerzo por parte de quien conduce, pero facilita transitar más rápido en pista y carreteras cruzadas y compromete el confort al rodar en carreteras con superficies irregulares.

La posición de manejo también influye mucho en la conducción: al ir un poco más inclinado hacia adelante y con los pies más atrás, la R pide usar mucho el cuerpo para entrar en las curvas, mientras que la XR es mucho más fácil de inscribir por su manillar, que permite ir sentado más erguido, factor determinante a la hora de viajar, pues la fatiga es menor. Es igual en los dos modelos el sistema de frenos, doble disco delantero con pinzas de 4 pistones y un disco atrás con un solo punto de esfuerzo. Como siempre ha sido característico en BMW, el funcionamiento del sistema es impecable, pero es algo intrusivo el ABS cuando se busca una conducción un poco más al límite.

BMW F900R

BMW F900R

La pinta de las dos motos es muy diferente a pesar de su parecido mecánico. La R tiene mucho menos carenado, una sola unidad óptica adelante, es más baja, ofrece menos protección ante las inclemencias climáticas y es más agresiva en su aspecto. La XR, pensada para transitar largas distancias, cuenta con muy buena aerodinámica, más amplitud frontal para albergar las dos unidades de luces y mayor altura con respecto al piso. Son inconfundibles una al lado de la otra. Las luces son un sistema en ledes adaptativo que permite iluminar el lado interno de la curva cuando la moto tiene una inclinación mayor a 10 grados.

El cuadro de instrumentos es la conocida pantalla TFT de la marca. Ahí se puede ver toda la información del funcionamiento, modos de manejo, combustible, distancias, revoluciones y datos como distancia de frenado en metros por segundo, grados de inclinación de la moto en curvas y –clave hoy en día– la conectividad con el celular, que permite visualizar las llamadas, música y la navegación que, conectada a la app de la marca, permite al final de cada viaje ver todos los datos del recorrido. Cuenta con el sistema ‘keyless’ para operar la moto sin tener la llave puesta en el encendido.

BMW F900XR

BMW F900XR

Las unidades que tuvimos en prueba eran la versión más equipada, es decir, vienen con la opción de manejo Riding Modes Pro, que permite configurar muchos parámetros de conducción de acuerdo con la pericia de quien esté al mando. Se puede jugar con el porcentaje de ABS, cuánto control ‘anti-wheelie’, la respuesta del acelerador y hasta dónde trabaja el control de tracción y estabilidad, permitiendo que la conducción sea más agresiva y sacar el mayor provecho del desempeño de los dos modelos.

En definitiva, son dos motos para públicos diferentes, con pintas distintas y comportamientos dinámicos disímiles, pero con algo en común: la facilidad de conducción y la inmediata adaptación. Rodar un par de cuadras es suficiente para sentirse totalmente cómodo y conectado con estas motos y querer sacarles el máximo provecho. La altura de conducción, la posición de manejo, la disposición de sus mandos y el cuadro de instrumentos hacen que llevarlas sea una experiencia en la que es muy sencillo compenetrarse con la moto y querer hacer caminos.

*Juan Pablo Clopatofsky Gutiérrez / Asistimos al lanzamiento en Almería, España, gracias a la invitación de Autogermana, distribuidor de la marca para Colombia.

BMW F900R

BMW F900R

Ficha técnica
Motor: 2 cilindros en línea 895 cm3
Potencia: 105 caballos a 8.500 rpm
Torque: 92 Nm a 6.500 rpm
Transmisión: 6 velocidades
Emisiones: Euro-5

Dato
Las dos motos ya están en Colombia, disponibles en la versión R en colores negro, azul y rojo, y para la XR, blanco, dorado y rojo. El valor de las motos varía mucho de acuerdo con la versión, pero el rango de precios está entre 45 y 63 millones de pesos.

Noticias recomendadas

Más noticias

BMW R18, raíces puristas

Con esta cruiser la marca alemana dice volver a lo esencial: purismo, tecnología básica y el motor bóxer como foco central.

Se presentaron problemas al enviar el reporte. Debes marcar la opción "No soy un robot"
Reporte enviado
¿Encontraste un error?
Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.