El BMW Serie 3 retoma el rumbo

Probamos el 330i, por ahora la única versión del sedán disponible, en configuración intermedia con rines de 18 pulgadas. Cuesta 148.000.000 de pesos.

Redacción Vehículos

06:41 p.m. 30 de junio del 2019
BMW 330i

BMW 330i

Daniel Otero – Redactor Vehículos

Históricamente el BMW Serie 3 ha sido la referencia mundial en su tipo a pesar de una última iteración que parecía haber perdido un poco el rumbo, por lo cual la tarea del G20 (como se le conoce internamente a esta séptima generación) era precisamente eso: recobrar el carácter deportivo de un carro que, sin hacer nada mal, ya no destacaba como lo hacía antes.

Fue así como nos dispusimos a aprovechar de la mejor manera posible nuestro poco tiempo con este carro: manejando. El ojo crítico sobre las minucias y detalles interiores de esta carrocería más larga, ancha y alta que antes, deberá esperar para cuando empiece a llegar de México desde finales de este año y podamos comparar con estas unidades que llegan desde Alemania.

El tráfico a la salida de Bogotá sirvió para comenzar a apreciar la buena posición de manejo (a pesar de carecer de ajuste lumbar), una suspensión firme sin llegar a ser incómoda (hay nuevos amortiguadores hidráulicos que varían su dureza y recorrido según la superficie por donde se transite), un interior que mantiene su sencillez pero que se pone a tono con las exigencias de conectividad actuales y un cuadro de instrumentos digital fácil de leer pero que a los más puristas les costará digerir.

La nueva consola central estrena diseño y disposición, incluyendo los botones independientes para seleccionar los modos de manejo Eco Pro, Comfort y Sport (para el Sport+ e Individual se debe presionar nuevamente el Sport) que siguen diferenciando la respuesta del vehículo, con un turbo lag mucho menos notorio que antes.

BMW 330i

.

Con las primeras curvas a la vista seleccionamos Sport e inmediatamente la dirección aumenta su dureza pero sin transmitir mayor información del camino, el sonido del motor se intensifica artificialmente a través de los parlantes y las asistencias de manejo dan un paso atrás sin llegar a desactivarse del todo.

Los 400 Nm de torque del motor 2 litros turbo de cuatro cilindros dan una aceleración contundente que nos lleva a pensar que hay más que los 258 caballos de potencia declarados. Los frenos ofrecen una mordida precisa y la dirección rápida ofrece suficiente agilidad al tomar la curva y salir de esta con los primeros visos del derrape típico de un carro de impulsión trasera.

Siendo más mesurados en un tramo de curvas abiertas y seguidas, el chasís, que BMW asegura es cerca de un 25 por ciento más rígido que antes, permite un delicioso control del carro que no interrumpe el ritmo alegre que llevamos. Incluso sin la suspensión adaptativa del paquete M, el balanceo de la cabina es mínimo y, como mencionamos, no castiga por su dureza.

BMW 330i

.

La caja Steptronic de ocho marchas sostiene las revoluciones, está presta a rebajar cuando se necesita y siempre engancha hacia arriba con rapidez para no perder aceleración en ningún momento. Las recuperaciones, por ejemplo para adelantamientos en subida, permiten dejar atrás al tráfico lento sin mayor esfuerzo.

¿’Ultimate Driving Machine’? Tal vez no, pues esa tarea de ir un paso más allá siempre ha estado reservada para la versión M. Pero de lo que no hay duda es que este 330i es una muy buena ‘driving machine’ que sin devolvernos a las épocas más puristas del Serie 3 (al fin y al cabo los tiempos cambian) trae de regreso la posibilidad de dibujar una sonrisa en la cara cuando el tráfico queda atrás y la carretera aparece adelante.

Tres configuraciones
Por el momento el Serie 3 solo está disponible como 330i Sport Line configurado con rines de 17 pulgadas (143 millones de pesos) o de 18 pulgadas, como el que probamos (148 millones de pesos). Finalmente está el 330i edición M (158 millones), con rines de 19 pulgadas, un paquete estético distinto y, aún más importante, la suspensión deportiva M.

Noticias recomendadas

Más noticias

report_error_form_error
Reporte enviado
¿Encontraste un error?
Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.