Industria

Licencia de conducción: así es la prueba de manejo en vía pública

Se aproximan cambios para tramitar este documento, le contamos las novedades y lo que debe repasar.

Por Alejandra Ospina

-
El exámen práctico sufrirá algunas alteraciones desde el 2023.

El exámen práctico sufrirá algunas alteraciones desde el 2023. (iStock)

La finalidad del examen práctico de conducción es asegurar que los aspirantes demuestren si son aptos para manejar vehículos en vías públicas y cumplir con las normas de tránsito. 

Las entidades encargadas de suministrar esta etapa educativa son los centros de enseñanza automovilística (CEA). Estos lugares tienen que estar acreditados por el Ministerio de Transporte. 

(Lea también: Zonas de parqueo pago: ¿cómo identificarlas y cómo funcionan?).

De hecho, los CEA son los encargados de brindar toda la información necesaria para que un conductor nuevo aprenda señalización, normas y mecánica relacionada a los vehículos. Los cursos suelen durar de 30 a 45 días, legalmente. 

Para finalizar el curso es necesario realizar un examen práctico que demuestre cómo ha sido el avance de conocimientos y probar que usted ya es un conductor apto para salir a las calles. 

Cambios en el examen

Es importante tener en cuenta que actualmente se está discutiendo una nueva reglamentación para el examen de conducir práctico que podría entrar en vigencia en 2023.

De hecho, esta nueva normativa vial promete ser mucho más exigente que la anterior, con el fin de mejorar la seguridad vial y reducir accidentes a mediano y largo plazo. 

(Lea también: Movilidad: así puede conocer información de mantenimiento vial en Bogotá).

Por eso, el proceso contempla, además de uno teórico, dos exámenes prácticos: uno en pista y otro en la calle.

  • Prueba de destreza individual: Este es el examen que se realiza en una pista cerrada del tráfico vehicular. Allí se evaluará su capacidad para maniobrar un carro. Se estima que este examen dure máximo 20 minutos, tanto para motos como vehículos particulares. 
  • Prueba en la vía pública: En esta segunda ocasión se evaluarán todos los aspectos de interacción con otros actores del tránsito y el respeto a las señales que regulan el flujo vehicular en las ciudades y fuera de ellas. Se estima que el aprendiz debe recorrer al menos 10 km en vías con tráfico normal. 

Estos exámenes tienen tres niveles: básico, medio o nivel pleno. Asimismo, se darán a conocer las restricciones que estén asociadas al conductor dependiendo de sus resultados. Por ejemplo, conducir siempre con un acompañante o no poder hacerlo en ciertos horarios.

¿Qué y cómo se evalúa?

Aunque a lo largo del curso usted irá aprendiendo todas las tecnicidades, los días previos al examen pueden ser estresantes y se le pueden olvidar algunas cosas. 

Estos son algunos puntos que puede repasar: 

  • Ajuste del asiento al sentarse frente al volante.
  • Adaptación de los espejos del carro. 
  • Uso de elementos de seguridad.
  • Encender el motor sin que se apague.
  • Selección de velocidad para comenzar el carreteo.
  • Poner en marcha el motor.
  • Coordinación de pies al maniobrar el acelerador, freno y embrague.
  • Acelerar y desacelerar.
  • Uso de las marchas correctas a lo largo del carreteo.
  • Conducción en la vía urbana.
  • Manejo en carretera. 
  • Desempeño en terrenos planos. 
  • Conducir en pendientes. 
  • Cruces y adelantamientos. 
  • Utilización de señales lumínicas, corporales o acústicas. 
  • Ocupar las calzadas correctas. 
  • Manejar por los carriles apropiados. 
  • Afrontar una glorieta. 
  • Pasar por intersecciones viales. 
  • Respetar las señales de tránsito. 
  • Distancia de reacción. 
  • Tiempo de frenado. 
  • Llevar a cabo maniobras de adelantamiento por derecha e izquierda. 
  • Andar en reversa.
  • Tomar y salir de curvas. 
  • Parqueo frontal y en reversa. 
  • Uso del equipo de seguridad.
  • Conocimiento de la nomenclatura urbana y nacional. 
  • Conocimiento de las normas de seguridad para asegurar la carga. 
  • Conocimiento sobre normas de carga y descarga de mercancías.
  • Salidas de emergencia. 
  • Inspección visual del vehículo previa al manejo. 

Vale tener en cuenta que la prueba de destreza individual será calificada dependiendo de las faltas que el aspirante cometa. Inicia con 100 puntos como valor total de la prueba, dicho puntaje disminuirá de acuerdo con las faltas cometidas. 

El puntaje mínimo para la prueba de destreza individual es de 60 puntos, si es inferior no podrá presentar la prueba de maniobras en vía pública.   

(Además: Crédito para un carro: algunos consejos antes de solicitarlo).

Los errores en que incurra el aspirante son considerados faltas clasificadas de este modo:

  • Eliminatorias. Las que demuestren que el aspirante no tiene el suficiente dominio del vehículo o no conoce los elementos de seguridad vial básicos, mínimos y obligatorios para transitar. El aspirante que incurra en este tipo de falta, obtendrá como resultado ‘No aprobado’.
  • Deficientes. Las que demuestren poco dominio del vehículo o inadecuado uso de los mandos, pero sin impedir la realización de la maniobra. Cada falta deficiente disminuye el puntaje del aspirante 11 puntos sobre el valor total de la prueba.
  • Leves. Las que afectan la ejecución de la maniobra o manejo de los mandos y capacidades de conducción con imprecisiones mínimas en el ejercicio. Cada falta leve disminuye 5 puntos sobre el valor total de la prueba. El aspirante que incurra en cualquiera de las siguientes combinaciones de faltas, no aprobará la prueba de destreza individual.

Más noticias

 ¿Carro inmovilizado en Bogotá? Así puede saber en qué patio está

Fotomulta: ¿cómo apelarla? Paso a paso

Secretaría de Movilidad ofrece últimos beneficios para pagar multas de tránsito

Recibe todas las noticias en tu correo electrónico

Entérate de todo lo que necesitas saber sobre el mundo Motor

Ya estás suscripto a nuestro newsletter. Pronto recibirás noticias en tu correo.

Se tratarán sus datos para gestionar su solicitud, de acuerdo con las Finalidades Generales de la Política para el Tratamiendo de Datos Personales.

Sigue leyendo

Más de Industria